Veintiseis

7.9K 802 36
                                    

   <━━━━━━━ ☆ ━━━━━━━>

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

<━━━━━━━ ☆ ━━━━━━━>

Pasaron los días y ya empeza hacer frío en Hogwarts, el invierno definitivamente estaba cerca. Madelyn caminaba por los pasillos junto a Draco dirigiéndose al Gran comedor para desayunar.

—Draco, ¿puedes ayudarme en algo?. —le pregunta Madelyn.

—Claro, en lo que necesites. —respondió Draco.

—Luna me habló sobre unas criaturas que robaba sus cosas y se las regresaba de una forma un tanto extraña —le dijo—. Pero sospecho que no son esas criaturas.

—¿Que tratas de decir?. —pregunta confundido.

—No son las criaturas quienes roban sus cosas, Draco, son alumnos molestándola —le explica—. Pero ella es tan inocente que no se da de cuenta de las maldades que le hacen.

—¿Y quieres descubrir quienes son?. —pregunto.

—Exacto, y hacerles pagar muy caro por lo que hacen. —respondió sentándose en la mesa de Slytherin para comer.

En ese momento se empezó a escuchar una fuerte discusión afuera del Gran Comedor y todos salieron de ahí para ver que era lo que pasaba.

La profesora McGonagall discutía con Umbridge en las escaleras.

—Pero, ¿qué es lo que está insinuando exactamente?. —preguntaba Umbridge.

—Solo le pido que en lo que respeta a mis alumnos se conforme con las prácticas disciplinarias tradicionales. —le dice McGonagall.

—Sé que suena tonto pero parecería que cuestiona mi autoridad en mi salón de clase, Minerva. —le responde Umbridge.

Umbridge subió un escalón más para verse más alta que la profesora McGonagall.

—No es así, Dolores. —dice McGonagall

La profesora McGonagall también subió un escalón dejando bajita a Umbridge
como realmente era.

—Pero si cuestiono sus métodos medievales. —continúo McGonagall.

—Lo siento, querida.Pero cuestionar mis prácticas es cuestionar al Ministerio y por consiguiente al Ministro mismo.Soy una mujer tolerante pero si hay algo que nunca soportaré es la deslealtad. —dijo Umbridge.

—¿Deslealtad?. —pregunta McGonagall.

Entonces Umbridge se dio vuelta para dirigirse está vez hacía los alumnos que presenciaron toda su discusión con la profesora McGonagall.

House Of BlackDonde viven las historias. Descúbrelo ahora