Chapter: 38🍷(Final.)ⴰ༢

20.9K 1.5K 4.9K
                                    

Al estar cerca del lugar en donde había visto a su amigo y a Hyunjin sentados hace un rato, había una manta extendida sobre el césped y unos audífonos conectados al celular del rubio, en el centro de la manta.

Felix echó otra ojeada al lugar y luego miró al rubio que veía a sus pies.

—¿Qué querías decirme? —Preguntó bajo. En el mirador solo se podía oír el silbido natural del aire.

Hyunjin mordió su labio inferior y soltó un suspiro viendo al cielo, pero sonrió con aquella pizca de nerviosismo para dirigirse al menor, quien, con las cejas fruncidas en evidente señal de confusión, miraba los movimientos del alto.

—Primero, siéntate —Señaló la manta sobre el césped y Felix, dudando un poco, tomó asiento.

Acomodó mejor la bufanda roja en su cuello hasta cubrir parte de su nariz y se acomodó él para ver y escuchar al mayor y eso que quería decirle.

—No sé como empezar...—Cogió las manos del pecoso y las acogió entre las suyas —Sé que tus pensamientos se han desviados a algo que no es cierto. Quiero decirte que no es nada de lo que piensas.

—¿y qué es lo que yo pienso?

Hyunjin soltó un suspiro cansado pero sonrió un poco después de eso, con una curvatura en sus labios que pintaban algo de incredulidad en su mirada por la inesperada respuesta del pecoso. Se quedó un momento en silencio sin saber qué más decir y pensó en sus siguientes palabras durante cortos segundos.

—¿Sabes qué pasa si mides el tiempo y el espacio?

—No se puede, es imposible.

—Exacto. Ahora que me has respondido, quiero enseñarte algo —Sonrió un poco más.

El pecoso lo vio coger el móvil y buscar algo por como sus dedos tocaban la pantalla y no entendió nada. Hizo el intento de analizar sus movimientos y expresiones, pero en su cabeza no llegaba más que la confusión y una mente en blanco que no sabía que decir al respecto.

—¿Qué haces? —Preguntó con sorpresa en su mirada cuando el mayor se acercó a él solo para poder colocarle los audífonos, con cuidado.

Hyunjin volvió a separarse e hizo otras cosas con el móvil, antes de que una melodía tranquila se reprodujera por los audífonos y Felix, entonces, dejó de mirar al rubio cuando este le extendió su móvil con una preciosa curva en sus labios.

El pecoso por inercia cerró los ojos. Imaginando un hermoso mar bajo un bello ocaso en un fin de semana. Aquel sonido del mar que se escuchaba en la melodía era muy relajante y su piel se erizó cuando sintió los finos dedos de Hyunjin descubriendo su frente de algunos cabellos, casi brindándole una caricia.

El rubio esperó pacientemente, observando aquellas espesas pestañas acariciando las mejillas pecosas de su chico y se perdió en aquella vista.

¿Okinawa? —Felix abrió los ojos y leyó el nombre de la canción en voz alta.

Hyunjin asintió sin desviar su mirada de los ojos del menor y la curva de sus labios no desaparecía.

—Es una bella canción. La conocí desde hacia mucho tiempo y me relaja —Soltó un risilla. Y cuando notó que Felix quería quitarse los audífonos volvió a ponérselo, evitando que el menor lograra su objetivo —¡No te lo quites! Sigue escuchando —Pidió divertido.

La siguiente canción fue If it is you.

—Son canciones que escogí para ti, pensando en ti—Empezó el rubio con una risa en el medio de sus palabras, Felix levantó la mirada y volvió a bajarla viendo el nombre de la canción —Cada una dice un poco de como me siento y lo que siento por ti —Tomó nuevamente la mano del menor —Pero ni mil canciones pueden describir lo que siento por ti.

Exotic Dancer © #HyunLix ʿⁿᵛʾ [✓]Donde viven las historias. Descúbrelo ahora