•La perdemos...!•

15.7K 1.2K 309
                                    

Luego de el almuerzo con Brigitte vine a mí cuarto, y ahora estoy preparando lo que llevaré al lago encantado

Lago encantado

Si hace un mes me hubieran dicho que iría a un lago encantado les hubiera dicho que estaban locos

Sin embargo, ahora estoy buscando un traje de baño para ir.

Veo en mi clóset, tengo 5 trajes de baño...Pero el que más me gusta es el negro.

Agarro el traje negro, que por cierto, es de dos piezas, y me lo coloco, luego me pongo ropa arriba

Escojo una toalla roja.

Me cepillo bien mi cabello, he decidido llevarlo suelto

Salgo de mi habitación y voy hacia la parte trasera de la academia, ya que allí es donde nos encontraremos.

Espero unos minutos y la veo llegar con una sonrisa en su rostro

—Amiga! — grita y mi ser se llena de felicidad...

Me ha llamado...

AMIGA!

Ella me ha considerado su amiga!

Mi yo del pasado estaría orgullosa de mí, por haber hecho una amiga!

—Amigaa. — le devuelvo el saludo

Ella me abraza y yo le correspondo

—¿Lista? — consulta

—Más que lista. — respondo emocionada

—Bien! Ven, sígueme! — dice y comienza a caminar hacia la salida de la academia

—Una pregunta, ¿Dónde queda el lago? — pregunto ya que veo que estamos saliendo de la academia

—Nos adentramos un poco en el bosque y allí lo encontraremos. — mi cuerpo se paraliza al escuchar sus palabras

El...

Bosque.

Mierda...

—¿Iris? ¿Estás bien? — pregunta confundida

—S-si...Y-yo... — no sé qué decir...

—Tranquila, si no quieres ir, no iremos. — propone con una sonrisa

Pero en el fondo sé que ella quiere ir...

Es la única amiga que tengo, no puedo fallarle

—No, no, estoy bien. Vayamos. — finjo una sonrisa

—Hey. Si no quieres ir, está bien, lo entenderé. La barrera se termina aquí — indica

—¿Barrera?

—Ajá. Es una barrera mágica, las criaturas que están del otro lado, nunca podrían pasar o romper esa barrera, ya que se hizo con la magia más poderosa. Eso quiere decir que...Cuando crucemos la barrera, podemos encontrarnos con criaturas extrañas... Pero teniendo en cuenta que somos hadas, podemos controlarlos. Además, todas las cristuras aparecen de noche, o cuando está anocheciendo. ¿Sigues queriendo ir? — explica

—Sí. Pero volvamos cuando empiece a anochecer, no quiero ser devorada por una criatura maligna. — bromeo para ocultar mi miedo

—Está bien. — dice

Ella comienza a cruzar la barrera y en el proceso una luz la rodea, pero cuando la pasa esa luz desaparece

Comienzo a cruzar yo y sucede lo mismo conmigo. Una luz me rodea hasta que termino de cruzar la barrera

Alas de fuegoDonde viven las historias. Descúbrelo ahora