26. Nadie muere virgen, la vida nos coge a todos

82.2K 6.8K 31K
                                    

Mar.

—Ve a rogarle a otra persona, Honne —suspiré—. no tenías por qué venir hoy, ya quitamos eso de la agenda.

—Déjame hablar.

—Lo último que supe de ti es que escondías cosas en tu teléfono, le hablabas mientras no estaba y afirmaste que me ocultaste algo para luego ir a comprarle regalos —metí mi mano en mi bolsillo—. toma, dale este cristal también.

—Mar, ¡No puedes asumir todo por lo que ves!

—Dime un motivo.

—Lo que se muestra se puede manipular y malinterpretar, por ejemplo nuestra relación falsa que...

—¿Falsa?

—¡No es lo que quería decir!

—Vete de mi concierto Honne, tú no necesitas mi nombre para vender así que busca algún otro sitio donde no estés engañando a la gente. —la puerta se abrió de manera automática.

Nada se comparaba a la incomodidad de verla otra vez, que no se malinterprete, siempre me hacia feliz verla incluso si no estábamos juntas, pero se sentía extraño tener que ponerme a unos metros suyo cuando desde que nos conocimos nunca nos apartamos.

Me estaba mirando, no se atrevió a hablar por lo que usé mi coraje de persona triste para para reclamarle.

—¿Por qué rechazaste firmar? —bajé la mirada al suelo.

—No quería terminar contigo, Mar.

—Ah, —¿Qué sentido tiene eso?—. no sabía que te iba el poliamor.

—No, es decir sí, pero no contigo —carraspeó—. estoy nerviosa, no sé expresarme.

—Eres muy dulce Honne, pero no creo que sea bueno que sigamos con esto —me fijé en cuantos pisos faltaban bajar—. quizás no somos compatibles, a mí me gustas vos y yo soy solo tu tipo.

Pensé que se quedaría a arreglar algo, no obstante agarró sus cosas y se fue. Se llevó mi cuarzo rosa.

Bueno, igual yo le terminé, no pasa nada, no me duele.

Es triste que la vida, las circunstancias nos hayan cogido más duro de lo que alguna vez pudimos.

Abrí el Google de mi teléfono con la actitud de una persona seria y responsable:

"Playlist Taylor Swift triste"

"Cómo maldecir con amor y respeto"

"Series de lesbianas con final feliz"

"Honne en bikini"

"Cómo borrar el historial"

***

No podía dormir, baja vueltas en la cama. Mi intuición me decía que me equivoqué aunque todo demostrara lo contrario, no tenia siquiera tiempo de procesar mi dolor entre tanto caos.

—Universo —murmuré—, si la cagué mándame una señal.

Cerré los ojos, sentí la luz del móvil en la cara, decidí restarle importancia hasta que vino acompañada del tono de llamada. Soñolienta sin ver el icono desde la pantalla de desbloqueo, asumí que fue Luka aunque fuera desconocido.

—¿En qué comisaría te busco? —reí acomodándome en la cama.

—De hecho, en la 23 —reconocí la voz de Honne al instante—. no sabía a quién llamar y tengo miedo, lo siento.

—¡¿Qué?! —me desperté de un salto—. ¿Por qué?

—Estaba tomando, luego ya no recuerdo.

—Dios mío —me tapé la boca—, pero ¿Estás como los criminales en las películas? ¡¿Tienes una llamada y me llamas a mí?!

—¡Eres el único numero que recuerdo de memoria! Apenas puedo pararme, disculpa.

—Mierda —maldije para mis adentros pensando una opción.

—Estabas en mi mente primero —aclaró—, porque estoy segura de que sos de las pocas personas a las que le importo, ¿A quién más podría recurrir?

Siquiera lo dudé.

—Quédate donde estás, no vayas a pelear con ningún policía —salí de entre mis mantas—, ¿Sabes si Kalum es abogado? Averigua la carta natal de los oficiales ¡No te asustes! Debe ser un malentendido. 

Si ellos supieranDonde viven las historias. Descúbrelo ahora